Los moribundos demoraron su muerte y los bebés apresuraron su nacimiento.

Donostia,  frontón Atano III, recuento de votos, 22 de marzo de 2011, .

La noche anterior, nadie podía dormir.

La mañana siguiente, nadie quería despertar.

(Plagio a Galeano)

Author Urrutiko Hitzak

More posts by Urrutiko Hitzak

Leave a Reply

Urrutiko Hitzak